Buena primera mitad

Luego de una gran primera mitad, los rojillos se volvieron de Los Cármenes sin puntuar.

Los de José Carlos Mullor demostraron ser un equipo sin complejos, bien posicionado y con las ideas muy claras, hicieron una primera mitad muy buena, con el ex granadinista Israel Jerez aparcado en una banda, el cuadro albaceteño desplegó la mejor interpretación de lo que quería en el juego. Una excelente triangulación entre Iván Sales y Pablo García sirvió para que Diego Buitrago inaugurase el electrónico en la primera ocasión clara de todo el partido. Sales, que vio de reojo la incorporación por la derecha del lateral centró picado un balón que García rebañó de la línea de fondo con un sprint y centro inmaculado que el mediapunta rojillo ejecutó con un trallazo imparable en el minuto 38′. La Roda continuó con el dominio del balón hasta la finalización de la primera mitad, todo apuntaba a que los rojillos se traerían los tres puntos a la mancha.

Pero la segunda mitad fue completamente distinta, como ya pasara en nuestra visita al Pinatar en la primera jornada, una parte buena y la otra para el olvido.

En apenas cinco minutos, la dupla brasileña granadina derribó el muro rodense con dos jugadas de tiralíneas calcadas que sirvieron para remontar el partido. El vendaval granadinista continuó también después del segundo tanto. Máxime cuando un nuevo error de Revert le costaba la segunda cartulina amarilla y la consiguiente expulsión en el minuto 71′. Clifford pudo hacer el tercero y a falta de quince para el final fue Luis Suárez Charris -que había entrado minutos antes- el que se sacó de la chistera un jugadón de ensueño, con cola de vaca incluida, que se marchó por centímetros a la izquierda.

La Roda se vuelve de Granada sin puntuar, pero dejando una buena imagen, si se consigue jugar como la segunda mitad del Pinatar y la primera de Los Cármenes, los triunfos no tardarán en aparecer, si no …