EMPATE JUSTO (1-1)

La Roda y Melilla firman un empate donde cada equipo tuvo una parte. Megías adelantaba a los rojillos nada más comenzar y Cubillas igualaría en la segunda parte.

La Roda y Melilla zanjaron su compromiso con un empate que por méritos de unos y otros puede parecer lo más justo. Los rojillos querían estrenar su casillero de puntos y, para ello, pronto pusieron la primera piedra para conseguirlo ya que tras una gran jugada de Israel Jérez por banda, éste apuraba línea de fondo y ponía un balón medido a la cabeza de Antonio Megías para que este batiera a Dani Barrio en el minuto tres. El gol espoleó a los intereses nordafricanos que empezaron a poner cerco sobre la portería rojilla. Mucho merodeo por el área de La Roda pero sin ocasiones claras. Sólo un remate de cabeza de Jilmar al que respondería con una soberbia parada Néstor Franco. El Melilla fue quien llevó el peso del partido en esta primera mitad. La Roda se defendía como bien podía e intentaba salir a la contra aunque sin mucho éxito ya que en esta primera parte los rojillos solo volverían a inquietar a Dani Barrio con un disparo lejano de Israel Jérez.

El alto ritmo que había impuesto en la primera mitad el equipo azulón junto con el intenso calor que hacía en el Municipal hicieron que la segunda mitad comenzara con un pequeño respiro para ambos pensando en la larga segunda parte que les quedaba por delante. Cuando parecía que el partido se encontraba más controlado para los intereses rodenses llegó el gol de los visitantes. Falta lateral que pone Luque al segundo palo, salida en falso de Néstor Franco y Cubillas con un remate bombeado hace caer el balón dentro de la portería rodense. Corría el minuto 15 de la segunda mitad. A partir de ahí La Roda buscó la victoria con más ahínco que los melillenses. Primero Megías y, seguidamente, Pablo García tuvieron dos buenas ocasiones que no terminaron en gol de milagro. Primero un paradón de Dani Barrio y, despúes, escasos centímetros evitaron el gol de los rojillos. La Roda llevaba más peligro que su rival y el Melilla intentaba defenderse aunque sin renuncia a enganchar una posible contra. Así fue transcurriendo el partido y cerca del final tanto melillenses como rodenses pudieron ganar. Los visitantes no acertarían a rematar un balón que se pasearía por el área pequeña de La Roda y, casi en la última del partido, una falta lejana a punto está de convertirse en gol tras prolongar un jugador visitante el balón saliendo este rozando el palo.

Y con esto terminaría un partido que hace sumar el primer punto de la liga a los rodenses buscando seguir con esta suma la próxima semana en Granada.